A dónde ir

Visitando la arqueología del Estado de México

Teotihuacán es el lugar más conocido y destacado por tener edificaciones prehispánicas, pero ¿sabías que hasta en Tlalnepantla hay sitios arqueológicos?

Existen seis municipios en el Estado de México que cuentan con vestigios prehispánicos y que no están tan lejos. Si vives en las grandes ciudades del Estado o estas más alejado de ellas, no importa porque puedes visitar alguna de ellas que no te quede tan lejos.

Obviamente dentro de los seis municipios se encuentra Teotihuacán, la ciudad preshispánica de la que todos hemos escuchado hablar e incluso hemos ido a llenarnos de vibras positivas durante el solsticio de verano.

Pero además de Teotihuacán, en Acambay se encuentra la zona arqueológica de Huamango, que tiene dos conjuntos arquitectónicos ubicados hacia al este y hacia el oeste. Es una construcción muy curiosa que, ya que los antigüos otomíes nivelaron de manera artificial la meseta para poder construir las pirámides y adoratorios que puedes visitar.

Texcoco también tiene la suya: Texcotzingo. Aquí se encuentran un maravilloso acueducto tallado en piedra y podrás visitar los baños de Nezahualcóyotl y su esposa. Este lugar se encuentra a solo 5 kilómetros del centro de Texcoco.

Pero una de las más bonitas zonas arqueológicas se encuentra en Malinalco, donde puedes visitar los santuarios del guerrero águila y el guerrero jaguar. Además el templo principal es muy famoso, ya que está tallado sobre una sola piedra.

Y las grandes urbes no se quedan atrás. Si no quieres ir tan lejos, en Toluca está la zona arqueológica de Calixtlahuaca un sitio muy interesante por tener construcciones circulares que tienen más antigüedad de la que puedes creer. Los estudiosos calculan que fue poblada en el año 1000 a.C.

Si vives cerca de Tlalnepantla, hay dos opciones. La zona arqueológica de Tenayuca, que se encuentra a unos 10 km del norte del Distrito Federal, en donde hay una pirámide dedicada al sol y la tierra y se considera la primera capital de los chichimecas. O bien, está la zona arqueológica de Santa Cecilia Acatitlán, que tiene una pirámide más pequeña que la anterior, pero que tiene una gran historia en donde se muestra el paso de la influencia azteca.

Etiquetas

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Check Also

Close